Cabecera Teletipo


El fin de semana pasado se celebró el IV Congreso Internacional de Tipografía. Un equipo de fieras publica cada día el Teletipo, que viene a ser un boletín de lo que está pasando en el congreso y que de alguna manera se lo montan para que nos enteremos de las noticias casi en tiempo real.

Por si la cosa no fuera lo suficientemente compleja, este año han tenido la gracia de publicar cada edición con una cabecera diferente. Y nos pidieron a un servidor y a otros compañeros que les diseñáramos una cabecera. Los otros afortunados han sido Eric Olivares, Sergio Jiménez, Superexpresso y Alex Trochut.

Desde el primer momento, pensé en las cabeceras de periódico clásicas en gótica (Herald Tribune, New York Times, etc.), y opté por hacer una cabecera puramente caligráfica. Como es una sola palabra que iba a ir a un tamaño más o menos grande, pensé en una textura muy marcada, sucia y espontánea. Así que en lugar de usar una pluma normal o incluso una caña, usé la maravillosa pluma de lata de cocacola, muy difícil de controlar y garantía de marraneo en el trazo.


En la foto podéis ver un manojillo de Teletipos del sábado, que salió con dos cabeceras diferentes: la mía y la de Sergio.

Otra de mis tareas en el congreso fue la de coordinar, junto a Eva Sanz, el Chilli Type, un espacio dentro del congreso con una vocación más informal que el resto de la programación. Gráficamente, esto se traduce en una pizarra a la entrada del congreso donde se van apuntando, borrando, tachando y volviendo a apuntar las actividades que se lleven a cabo en este espacio. Os dejo una foto mía en acción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja un comentario!